El castillo de Monterrei, la gran fortaleza.

Nada más acercarnos al castillo nos daremos cuenta porqué es considerado como la plaza fuerte gallega más importante y defensivamente más interesante. El palacio-fortaleza de Monterrei se encuentra en la parroquia de Santa María, a 72 kilómetros de Ourense. La fortaleza se eleva en la confluencia de caminos entre Sanabria y Ourense, cerca del río Támega, […]


Nada más acercarnos al castillo nos daremos cuenta porqué es considerado como la plaza fuerte gallega más importante y defensivamente más interesante.

El palacio-fortaleza de Monterrei se encuentra en la parroquia de Santa María, a 72 kilómetros de Ourense. La fortaleza se eleva en la confluencia de caminos entre Sanabria y Ourense, cerca del río Támega, en la zona más elevada del hermoso valle de Monterrei, desde donde domina el territorio circundante.

En este monumental conjunto fortificado, se asentaron las linajes de los Ulloa, los Zúñiga, los Viedma, los Fonseca, los Acevedo y los Duques de Alba y fue enclave estratégico desde la Edad Media en la frontera con Portugal.

El castillo fue construido en el siglo XII por Alfonso Henríquez, nieto de Alfonso VI, y adquirió importancia en el XIV con Pedro I el Cruel. En 1506

arribó aquí Felipe el Hermoso para encontrarse con el Cardenal Cisneros.

La fortaleza se fue adaptando la diferentes estilos al largo de su historia. La torre de las Damas fue edificada en el siglo XIV. Entre los siglos XV y XVII los sucesivos condes de Monterrei construyeron el palacio renacentista, la torre del Homenaje, el hospital de peregrinos y la iglesia gótica de Santa María. En la Ed

ad Moderna se construyeron dos recintos abaluartados que encerraban los conventos de franciscanos y jesuitas, bajo la dirección de los ingenieros militares de Felipe IV, Juan de Villarroel y Carlos de Grunemberg.

La función militar del conjunto fortificado se complementó con la importante vida cultural de la pequeña corte nobiliaria. Aquí se imprimió el primero incunable gallego, en 1494, un misal hoy conservado en el Archivo Diocesano de la Catedral de Ourense y se impartía docencia en gramática, artes y teología.

El  monumental conjunto fortificado de Monterrei constituye la “Acrópolis” más grande de Galicia, y forma un enclave de evidente interés. Posee tres recintos amurallados sobre una alargada loma, y entre otros elementos defensivos imprescindibles destacan la torre del Homenaje y la torre de las Damas. Uno de los accesos al recinto presenta un puente levadiza, elemento propio de estas fortalezas. Las almenas, los pequeños  vanos y un pozo de 14 metros situado en el patio interior completan las defensas del edificio. El patio de armas del castillo se accede por una puerta practicada en una muralla.

Lo más destacado del castillo es, sin duda alguna, la torre del Homenaje, que fue construida en el siglo XV, en tiempos de los Reyes Católicos, por Don Sancho Sánchez de Ulloa, primer Conde de Monterrei. Su planta es cuadrada, tiene pocos huecos  al exterior, cuenta con pequeños  vanos a lo  largo de sus muros, y está coronada por una barbacana. La entrada es  por el primer piso, donde se sitúa el puente levadizo. Sus proporciones son considerables, con muros de gran grosor y elevada altura (22,5 m), lo que le confiere un carácter impresionante.

La torre de las Damas, del siglo XIV, es de proporciones más reducidas es contigua al palacio. En esta descansa la galería de columnas con piedras de armas en las enjutas. Dentro del recinto del castillo también se encuentra el Palacio de los Condes, de estilo renacentista, posee grandes galerías de arcos rebajados. Las columnas de  dicha galería llevan un escudo distinto cada una de ellas. Este palacio fue construido en el siglo XVI y comienzos del XVII. Todas las piedras del recinto del castillo están grabadas con marcas de cantero.

Pertenece al conjunto la iglesia parroquial de Sta. María. Es un templo de estilo gótico de los siglos XIV a XV, con una sola nave cubierta de madera y ábside rectangular con bóveda de crucería. Destacan el bello retablo gótico de piedra y la puerta lateral, formada por tres arquivoltas muy decoradas y el tímpano presido por Cristo y el tetramorfos.

Muy cerca de la fortaleza se encuentran los restos de otra fortificación denominada Atalaia, que data de 1664 y servía de complemento defensivo.

Por su gran valor y belleza el castillo de Monterrei fue convertido en Monumento Nacional.

En la actualidad es Parador Nacional pero es posible la visita. Para visitas guiadas:

Oficina de Turismo de Monterrei
Paseo das damas s/n 32618 Castelo de Monterrei
32618 Monterrei – Ourense
Tel. 988 36 13 60

http://www.monterrei.es/turismo/

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *